Ladera Sur Oaxaca, el corazón de México
Oaxaca, el corazón de México

Vida Urbana

Oaxaca, el corazón de México

Nuestra periodista Javiera Ide visitó el estado de Oaxaca en México, uno de los destinos favoritos de muchos viajeros en el país, y aquí nos recomienda 5 imperdibles para visitar. Desde mercados gastronómicos, hasta jardines etnobotánicos esta lista asegura una experiencia inolvidable en esta colorida ciudad. 

México sorprende, por su diversidad, cultura y paisajes. Es un festín de colores que te llega al alma y que te impulsa a querer sumergirte cada vez más. En nuestro viaje, había una visita imperdible que veníamos soñando hace tiempo: el estado de Oaxaca y su hermosa ciudad homónima, que desde 1987 es Patrimonio de la Humanidad. Ésta se ha transformado en la favorita de muchos viajeros y locales por su diversa oferta cultural y detalles coloniales, que conviven con un poderoso legado indígena.

Iglesia de Oaxaca. ©Javiera Ide
Iglesia de Oaxaca. ©Javiera Ide

Si tienes pensado visitar México, te propongo consideres Oaxaca, que se encuentra a 5 horas en bus de la capital y que te mostrará un lado menos conocido, y no por eso menos fascinante, del país mesoamericano.

A continuación 5 imperdibles para que tomes nota:

Monte Albán

©Javiera Ide
©Javiera Ide

Si te gustan las visitas arqueológicas no te puedes perder este sitio ubicado a 11 kilómetros de la ciudad. Según los historiadores, fue una de las ciudades más importantes de Mesoamérica. Fundada en el 500 a.C sobre la cima de una montaña, funcionó como capital de los zapotecas desde los inicios de nuestra era hasta el 800 d. C.  En su momento de mayor desarrollo Monte Albán llegó a tener cerca de 35.000 habitantes, quienes vivían principalmente de la agricultura. Una de las cosas más increíbles de este lugar, es que los zapotecas cortaron y nivelaron las crestas de los cerros para crear perfectas mesetas y construir sus templos. Te recomiendo llegues temprano para que puedas disfrutar de este impresionante legado sin tantos turistas.

©Javiera Ide
©Javiera Ide

¡Para tener en cuenta!

En 1987, la zona arqueológica de Monte Albán fue declarada por la UNESCO conjuntamente con el Centro Histórico de la Ciudad de Oaxaca, como Patrimonio Cultural de la Humanidad.


Centro de las Artes de San Agustín, CaSa

©Javiera Ide
©Javiera Ide

Ubicado a 17 kilómetros al norte de la ciudad, este lugar es un verdadero santuario. CaSa fue fundado por el reconocido artista oaxaqueño Francisco Toledo y está dedicado a la formación, experimentación, creación y difusión artística, a través de programas que vinculan arte, comunidad y medio ambiente.

Originalmente era una antigua fábrica de hilados que fue intervenida para generar un espacio arquitectónico memorable, que juega con diferentes volúmenes y estilos. La recomendación es llevar tu cámara de fotos, un buen libro para aprovechar la paz de sus rincones y dejarte sorprender por sus increíbles exposiciones.

¿Cómo llegar?

©Javiera Ide
©Javiera Ide

Dirígete hacia la central de abastos al oeste de la ciudad, a la calle Prolongación de Valerio Trujano. Ahí se encuentran los taxis de la zona de Etla (color rosado con blanco). Toma el taxi y baja en la última parada, ubicada a 100 metros de CaSa, conocida como Vista Hermosa.


Jardín Etnobotánico

Biznaga en el jardín etnobotánico. ©Javiera Ide
Biznaga en el jardín etnobotánico. ©Javiera Ide

Otra obra maestra del artista Francisco Toledo que no puedes dejar de visitar, sobre todo si eres amante de la flora y del mundo vegetal. Este jardín se encuentra en la parte de atrás del Ex-convento y del Templo de Santo Domingo de Guzmán, el ícono de la ciudad, una iglesia llena de detalles barrocos que hablan del sincretismo cultural indígena-español.

Prepárate para conocer la amplia variedad de flora endémica de Oaxaca, estado donde viven más grupos étnicos y donde se hablan más lenguas indígenas. También, es el estado donde existe mayor diversidad de especies de flora y fauna en México. Muchas de ellas han dado inspiración estética y estímulo intelectual a sus habitantes a lo largo de la historia, además de servir como comida, leña, fibra, medicinas, condimentos y colorantes. Ahí el carácter “Etnobotánico” del jardín.

©Javiera Ide
©Javiera Ide

Lejos el sector más llamativo es el dedicado a los cactus, principalmente por una gran biznaga de 5 toneladas y de más de mil años de edad que es realmente sorprendente. Los recorridos se realizan de lunes a sábado, a las 10 am, 12pm y 5 pm y tienen una duración de una hora. El costo es de $50 pesos mexicanos (cerca de 1.600 pesos chilenos)


Árbol del Tule

©Javiera Ide
©Javiera Ide

Se trata del árbol con el diámetro de tronco más grande del mundo. No hay mucho que decir al respecto ya que es un espectáculo en sí mismo. Como dato curioso y para que te motives aun más, se estima que serían necesarias al menos 30 personas con las manos entrelazadas para poder abarcarlo y en su sombra caben aproximadamente 500 personas. Si quieres incluir un toque divertido a la experiencia, los niños de la comunidad ofrecen pequeños tours para apreciar las diferentes y curiosas formas que se reconocen en el gigantesco tronco.

¿Cómo llegar?

El árbol está ubicado en el municipio de Santa María El Tule, junto a la iglesia y plaza central, a 13 km de Oaxaca. Se puede llegar tomando un colectivo en el terminal de segunda clase ubicada en la Central de Abastos.


Mercado 20 de noviembre

Chapulines en el mercado. ©Javiera Ide
Chapulines en el mercado. ©Javiera Ide

Me acuerdo de los platos oaxaqueños y se me aprieta el corazón de emoción. La variedad es infinita, y la mezcla de sabores y preparaciones es una explosión al paladar. Como en todo mercado, podrás encontrar la comida más auténtica y al mejor precio. Te recomiendo probar la Tlayuda, una maravilla de maíz, que consiste en una tortilla untada con manteca de cerdo y acompañada de quesillo, col, tasajo, cecina, chorizo y carne seca. Crujiente y exquisita. En 2010 fue nombrada Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado junto con el mole oaxaqueño, los chapulines (saltamontes) y la sopa de guías, ya que conservan las costumbres milenarias del pueblo de Oaxaca. Todas estas delicias podrás encontrarlas aquí.

El mercado se encuentra a dos cuadras y medias del zócalo de Oaxaca. Al que le preguntes, sabrá indicarte dónde está.