Ladera Sur » Matanzas en primavera: un destino para quienes disfrutan los deportes de viento
Matanzas en primavera: un destino para quienes disfrutan los deportes de viento

Deporte y Aventura

Matanzas en primavera: un destino para quienes disfrutan los deportes de viento

Con el inicio de la primavera, llegan los vientos con más frecuencia e intensidad en la zona de Matanzas, en la Región de O’Higgins. Es por esto que se transforma en un destino ideal para quienes disfrutan de los deportes de viento como el windsurf, el kitesurf y el wingsurf. Conversamos con windsurfistas y emprendedores de la zona, quienes nos recomendaron las mejores playas para disfrutar e iniciarse en estos deportes, así como algunos imperdibles de conocer más allá del viento.

Todo parte con la motivación de sentir el viento y el mar. De practicar un deporte en la costa, con una vista única a la playa, desafiando a través de la técnica mientras se disfruta una actividad al aire libre. Eso es algo que entrega Matanzas, en la comuna de Navidad, en la Región de O’Higgins, durante todo el año. Pero es en la época de primavera cuando la frecuencia y la intensidad de los vientos aumenta, lo que lo hace un destino ideal para quienes practican del windsurf, el kitesurf o del wingsurf.

©Gustavo Harfagar
©Gustavo Harfagar

Así lo explica Eduardo “Toto” Herman, profesor de windsurf u director de una escuela donde enseña este deporte y stand up padel (sup): “esta es la época de mejor viento acá. En verano baja un poco por la vaguada costera. En otoño llegan buenas olas, lo que también lo hace una buena época. Y en invierno la intensidad del viento es menor, lo que limita el hacer estos deportes, pero que facilita a quienes estén recién aprendiendo”.

Lugares para practicar deportes de viento

Los dos deportes más populares en la zona son el windsurf y el kitesurf. Para José Manuel Pérez, gerente del hotel Surazo de Matanzas y experimentado windsurfista, el primero es “la reina madre en la zona” y se practica con una tabla y una vela. El kitesurf se hizo popular posteriormente y se practica con una tabla y una cometa (kite) que impulsa al deportista con el viento. Más incipiente es el wingsurf, en la que se navega con un kite (sin barras) en una tabla de sup.

Wingsurf ©Eduardo Herman
Wingsurf ©Eduardo Herman

“Por aquí pasa algo muy bonito porque los dos deportes (windsurf y kitesurf), si bien es muy difícil que converjan el mismo idioma, porque son completamente diferentes, en la zona se armaron lugares muy diferenciados para poder hacer cada uno de los dos deportes y no mezclarse”, explica José Manuel.

Artículo relacionado  Jericoacoara: el paraíso está aquí

¿Cuáles son estas playas?

Playa de Matanzas

La playa de Matanzas está justo al frente del pueblo. Para quienes se estén alojando ahí, solo hay que caminar con el equipo y meterse al agua. De acuerdo con lo que explica José Manuel, este lugar es la cuna del windsurf de la zona: “es un lugar más complejo para navegar, los que hacen kitesurf aquí son más avanzados”.

Matanzas ©Eduardo Herman
Matanzas ©Eduardo Herman

Sobre el windsurf, Eduardo comenta que “en este lugar sopla en viento de lado a la playa, lo que se conoce como side shore, lo que significa que es un lugar especial para surfear la ola”.

Ambos deportistas concuerdan que esta es una playa recomendable para quienes tengan experiencia en este deporte, principalmente porque los factores climáticos y las olas lo demandan.

Hacia el sur: Pupuya

Al sur de Matanzas está la playa de Pupuya, donde se practica principalmente kitesurf. “Acá sopla el viento diferente, desde adentro del mar hacia afuera, lo que se conoce como side on shore. Por esto se hace más kitesurf, aunque también sirve para hacer saltos en windsurf”, explica Eduardo.

Matanzas ©Gustavo Harfagar
Matanzas ©Gustavo Harfagar

Hacia el sur: Topocalma

En la comuna de Litueche está la playa de Topocalma. Eduardo explica que es una playa que es muy buena para hacer windsurf, además de que es conocida como destino de surfistas. “Este lugar tiene mucho viento y olas más grandes, por lo que van los más experimentados de todos los windsurfistas”, explica José Manuel.

Desde Matanzas, este lugar está a cerca de 1 hora de distancia y su llegada es compleja.

Hacia el norte: La Boca

En el lugar donde el río Rapel desemboca en la comuna de Navidad, está la playa La Boca. Tanto Eduardo como José Manuel concuerdan en que este es el destino ideal para quienes se quieran inicial en los deportes de viento o incluso en el stand up padel. “El río -a diferencia de todas las otras playas- no tiene nada de corriente ni olas”, dice Eduardo, quien tiene su propia escuela de deportes de viento en esta playa.

Río Rapel ©Macarena Guell
Río Rapel ©Macarena Guell

“Es como una gran escuela para quienes quieren aprender a hacer windsurf porque están las mismas condiciones de viento que el mar. También hay muchas escuelas de kitesurf. Es un lugar súper seguro, siempre vas a llegar a la orilla”, dice Juan Manuel.

Artículo relacionado  Ruta del Tricahue: la experiencia innovadora de ecoturismo inclusivo y educación ambiental

Otros imperdibles de la zona

De acuerdo con ambos windsurfistas, el interés por los deportes de viento en la zona ha ido aumentando desde quienes viven en el pueblo hasta quienes los visitan. Es la sede del campeonato de windsurf “Topocalma infernal” (organizado por el hotel Surazo) y también recibe nuevos entusiastas de todas las edades.

©Gustavo Harfagar
©Gustavo Harfagar

En paralelo, otras actividades como el skate y la bicicleta son cada vez más protagonistas, con nuevas pistas de descenso e infraestructura para poder practicarlos. A esto se suma la gastronomía, donde destacan restaurantes como el Surazo (Matanzas), el Oceánico (Matanzas), Pez de Roca (La Boca) o los propios locales de la playa La Boca con sus platos de productos del mar.

Todo esto atrae a más visitantes. De hecho, desde la oficina de turismo local estiman que es probable que se duplique la población en la temporada alta (entre noviembre y marzo), recalcando la necesidad de no solo reservar con anticipación, sino también la responsabilidad de ser cuidadosos y limpios al realizar la visita.

Matanzas ©Macarena Guell
Matanzas ©Macarena Guell

Con todo esto en cuenta, quizás es momento de aprovechar el viento, motivarse con el deporte y visitar la imperdible costa de la sexta región de Chile.