Ladera Sur 3 senderos imperdibles para recorrer este otoño en el Parque Nacional Conguillio
3 senderos imperdibles para recorrer este otoño en el Parque Nacional Conguillio

Naturaleza

3 senderos imperdibles para recorrer este otoño en el Parque Nacional Conguillio

Es una de las estaciones favoritas de muchos senderistas y fotógrafos, y el Parque Nacional Conguillío en la Araucanía Andina, es sin duda uno de los destinos por excelencia para disfrutarlo. Aquí durante el mes de mayo, las tonalidades anaranjadas y rojas de raulíes y ñirres alcanzan su mayor esplendor y hoy junto a La Baita Conguillío, queremos invitarlos a conocer tres senderos perfectos para disfrutar este espectáculo en el parque.

Conguillío en la lengua mapuche proviene de la palabra “Ko-nqulliu” que significa “piñones en el agua” o “entre aguas” haciendo referencia a sus abundantes bosques nativos y sus verdes lagunas que forman parte de esta joya de la Región de la Araucanía. Son precisamente estos elementos naturales, sumado al espectáculo de los colores de otoño, los que vuelven a este parque uno de los mejores destinos para protagonizar esta estación.

Lago Conguillio ©Jean Paul de la Harpe
Lago Conguillio ©Jean Paul de la Harpe

Entre abril y mayo los colores cálidos del bosque de raulíes y lengas descienden desde las partes más altas del parque para dar una muestra de tonalidades única que contrasta con el verde de las araucarias, coigues y el turquesa de las lagunas.

Para que no te pierdas este increíble escenario otoñal destacamos 3 senderos (más allá del emblemático Sierra Nevada) elegidos a partir de las recomendaciones de distintos aventureros que realizaron excursiones en el parque en esta época del año. ¡No te lo pierdas!

Senderos Pastos Blancos

©Francisco Espíldora
©Francisco Espíldora

De acuerdo al fotógrafo conservacionista, Francisco Espíldora, si se cuenta con tiempo una ruta imperdible es Pastos Blancos, uno de los caminos más extensos del parque para los aficionados del senderismo, con una distancia de 13 kilómetros y una duración de cinco horas (sólo ida).

©Francisco Espíldora
©Francisco Espíldora

Recién regresando de un viaje de una semana por la región, Francisco fue testigo de las maravillas que entrega Conguillío en esta época del año, donde pudo apreciar la naturaleza desde el lodge La Baita Conguillío al que describe como: “un lugar increíble, muy acogedor y donde el trato es muy familiar. Además está estratégicamente muy bien ubicado para salir a recorrer”.

©Francisco Espíldora
©Francisco Espíldora

Iniciando en la portería de laguna Captrén, este trayecto combina una variedad de paisajes en un camino que recorre las faldas del volcán Llaima y que poco a poco va enseñando sus vistas a Sierra Nevada y al lago Conguillío. “Esta época es mucho más recomendable para visitarlo, ya que en comparación con otras estaciones, como el verano donde las caminatas por los campos de escoria volcánica se hacen mucho más pesadas, ahora es más agradable. Además se llega a la laguna Verde, que siempre es un lugar muy lindo”, comenta.

Sendero Laguna Arcoíris

©Francisco Espíldora
©Francisco Espíldora

De acuerdo al fotógrafo y fundador de Chile Indómito, Jean Paul de la Harpe, uno de los lugares en donde se puede apreciar el otoño en su máxima riqueza, es el sendero de la laguna Arcoíris. Una ruta de fácil acceso, de no más de 1 kilómetro, que es recomendada especialmente para las familias y para cualquier entusiasta que quiera formar parte de su belleza escénica.

La formación de esta laguna data de hace 320 años y se dice que su formación se debe a la erupción del volcán Llaima, el cual con su lava represó las aguas de un estero, inundando parte de un bosque natural. “Los protagonistas de este sendero son los bosques de raulí, los cuales comienzan a adquirir un color rojizo y que junto al espejo natural de la laguna, forman una panorámica imperdible para cualquier fotografía”, opina Jean Paul.

Laguna Arcoíris ©Jean Paul de la Harpe
Laguna Arcoíris ©Jean Paul de la Harpe

“Lo interesante es que cada especie de árbol tiene distintas tonalidades. El raulí no es del mismo color que el ñirre o la lenga pero si los contrastas con las araucarias o los coigues se hace una mezcla fotogénica atractiva, y sumado a la geografía es súper interesante. Es una suma de factores naturales que se reúnen en un lugar fácil de acceder ”, agrega.

Sendero Laguna Captren

©Javiera Zerene
©Javiera Zerene

Nuestra tercera recomendación corresponde al trayecto que bordea toda la laguna Captren. Ubicada en el acceso norte del parque, este sector sorprende a sus visitantes por los árboles nativos sumergidos bajo el agua y que son fáciles de observar.

Uno de los recorridos favoritos de la aficionada al trekking y la fotografía, Javiera Zerene, quien cada vez que puede, se da el gusto de visitar y fotografiar a la aves que habitan el lugar, ya que se caracteriza por ser un varadero de diversas especies que hacen sus paradas en su período de migración.  Por lo tanto, para los aficionados, resulta perfecto para el avistamiento de pájaros donde destacan especies como el carpintero negro. “De hecho, el Comité Pro- Defensa de la Flora y Fauna (CODEFF) ha escogido varias veces el lugar y celebrado por varios años su festival de aves aquí”, comenta.

©Javiera Zerene
©Javiera Zerene

De acuerdo a Javiera, su corta duración –de aproximadamente dos kilómetros–, lo hacen un trayecto ideal para las familias y para quienes se quieren dar el tiempo de admirar los árboles y la fauna que conforma el entorno. Además la vista privilegiada hacia el volcán es otro de los factores que hacen tan recomendable el sendero.

¿Dónde alojar?

Una excelente opción de alojamiento es la Baita Conguillío, un lodge que cuenta con habitaciones modulares y cabañas, y que está ubicado cerca del acceso sur al Parque Nacional Conguillío, a 18 km de Melipeuco.  Rodeado de este paisaje milenario, complementa con actividades guiadas al aire libre, gastronomía de primera e instalaciones para relajarse. Generación de su propia electricidad, reciclaje de sus residuos y compra de insumos a nivel local, son algunas de las características que hacen de Baita un lodge sustentable.