El pasado 23 de noviembre se concretó el traspaso en comodato del Parque de la Naturaleza Humedal Río Maipo a Fundación Cosmos por parte de la Ilustre Municipalidad de Santo Domingo. Esta zona fue creada el año 2002 mediante decreto alcaldicio con el fin de resguardar la biodiversidad presente en aproximadamente 40 hectáreas del humedal, y desde el año 2014 ha contado con el apoyo de esta fundación para su manejo y gestión, bajo estándares adecuados de conservación de la biodiversidad. Ahora la administración y gestión del parque quedará a cargo de Fundación Cosmos, contando con el constante apoyo del municipio local, lo que en este año se tradujo en una subvención de $100 millones.

“Estamos muy contentos de iniciar una nueva etapa en el desarrollo de este gran proyecto. Junto a Fundación Cosmos, hemos hecho grandes avances en la protección y uso sustentable de este lugar, y estamos seguros que ahora queda en las mejores manos para profundizar esa labor”, señaló Fernando Rodríguez Larraín, alcalde de Santo Domingo.

©Romina Bevilacqua
©Romina Bevilacqua

Efectivamente, en los últimos cuatro años el trabajo conjunto de Fundación Cosmos y la Municipalidad se ha traducido en la habilitación del parque para recibir a los visitantes que buscan experiencias recreativas y educativas. Es así que se conformó un cuerpo permanente de guardaparques, quienes actúan como los principales promotores del valor ecológico y cultural del humedal río Maipo; se construyó infraestructura de acceso al lugar; se instaló señalética, y se implementaron programas de educación ambiental, turismo especializado en observación de aves, así como proyectos de investigación.

“Nunca antes un municipio le había entregado protección a un lugar como lo hicimos nosotros hace más de 15 años. Hoy se lo otorgamos a quienes consideramos es la institución idónea para seguir preservando este importante parque de naturaleza”, agregó el alcalde.

©Romina Bevilacqua
©Romina Bevilacqua

“Agradecemos a la Municipalidad de Santo Domingo la confianza puesta en Fundación Cosmos  para continuar con la gestión del parque y asegurar su conservación. Para nosotros es un honor asumir este desafío y darle continuidad a los proyectos e ideas que ya veníamos trabajando para potenciar las actividades de educación ambiental y valoración del ecosistema, tan importantes para la conservación a largo plazo de este humedal”, dijo por su parte Diego Urrejola, director ejecutivo de Fundación Cosmos.

Artículo relacionado
A un año de la tramitación: comunidades williches y WWF llaman a agilizar protección de isla Guafo

El comodato fue otorgado por 10 años sobre una superficie total de 33,36 hectáreas, para  las cuales la fundación establecerá un plan de manejo que considere la línea base ambiental y social de esta zona, que lo zonifique en base a sus atributos y capacidades, y que establezca programas de gestión, administración, educación, infraestructura, restauración, conservación y difusión.

©Romina Bevilacqua
©Romina Bevilacqua

Fundación Cosmos señaló que la reapertura del parque de la naturaleza tendrá lugar al iniciarse el próximo periodo estival, momento en el que se contará con la infraestructura básica para acceder al lugar de forma segura tanto para los visitantes como para el frágil ecosistema del humedal. Cabe recordar que este lugar fue cerrado a fines del año pasado, luego que las intensas marejadas provocaran severos daños en senderos, señalética y en el centro de visitantes.

“Las características de los ecosistemas son dinámicas, cambian constantemente en el tiempo, sobre todo en ecosistemas costeros como este humedal. Por eso el desafío es diseñar y construir infraestructura que se adapte a las condiciones cambiantes, y que permita a los visitantes conocer los distintos hábitats que hay dentro de él, como el estuario, pajonales y matorrales esclerófilos, entre otros”, agregó Urrejola.

©Fundación Cosmos
©Fundación Cosmos

Dentro de las principales añadiduras a la infraestructura del parque que serán inauguradas para su reapertura este 2019, se encuentra una torre de avistamiento inspirada en la figura de un nido de un siete colores, una de las especies características del humedal. Desde ella, se podrá observar el paisaje de este lugar en 360º.

El humedal del río Maipo se ubica en la desembocadura del río del mismo nombre, y constituye un lugar de inmenso valor biológico debido, principalmente, a la gran cantidad y diversidad de aves marinas y de agua dulce que habitan en él. Un 94% de ellas corresponden a especies endémicas o especies nativas de Chile. La Unión de Ornitólogos de Chile ha estimado que en este lugar se encuentran 132 especies de aves que representan el 27% de la avifauna nacional, por lo cual la organización Bird Life Internacional lo declaró sitio IBA (Important Bird and Biodiversity Area), la Red Hemisférica de Reservas de Aves Playeras RHRAP lo designó Sitio de Importancia Regional para las aves playeras, y la National Audubon Society lo declaró sitio de importancia dentro de su “Estrategia de Conservación de las Aves Playeras de la Ruta del Pacífico de las Américas”.

Infraestructura 2019 Infraestructura 2019 ©Fundación Cosmos
Infraestructura 2019 Infraestructura 2019 ©Fundación Cosmos

Además, como todos los humedales marinos-costeros, el humedal del río Maipo cumple con una serie de funciones ecológicas imprescindibles para la mantención del equilibrio ambiental, como la regulación del ciclo del agua y del clima, o el control de sequías e inundaciones como las ocurridas por marejadas y aumento del nivel del mar.

Comenta esta nota

Comenta esta nota

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.