Ladera Sur El gran legado que Stephen Hawking dejó a la ciencia
El gran legado que Stephen Hawking dejó a la ciencia

Noticias

El gran legado que Stephen Hawking dejó a la ciencia

A sus 76 años, el destacado astrofísico Stephen Hawking, falleció en su hogar en Cambridge, Inglaterra. Aquí hacemos una pequeña revisión de sus mayores descubrimientos sobre agujeros negros,  la relatividad y la formación de las primeras estrellas y galaxias.

A mediados de los 60′ a Stephen Hawking le dieron 24 meses de vida tras diagnosticarle ELA, una enfermedad degenerativa neuromuscular para la que aún no se conoce cura. Hoy, 55 años después, finalmente el científico que revolucionó al mundo con sus teorías sobre los agujeros negros y la relatividad, falleció en Cambridge, Inglaterra, a sus 76 años.

Pero… ¿Qué es lo que hizo a Hawkins tan famoso?

Ilustración de un agujero negro en una galaxia ©NASA/JPL-Caltech
Ilustración de un agujero negro en una galaxia ©NASA/JPL-Caltech

Para empezar, mientras era estudiante de pregrado en la Universidad de Oxford en 1959, comenzó a trabajar en las singularidades en la teoría de la relatividad de Einstein y a aplicarlo sobre las ideas y estudios de los agujeros negros. Algo que llamó la atención de los físicos alrededor del mundo. Este trabajo, que realizó junto a Roger Penrose, culminaría en la demostración de que la teoría de Einstein predijo una singularidad en nuestro pasado distante: se trataba del Big Bang.

Más adelante, para los años 70′, reveló su teoría que señalaba que los agujeros negros pueden emitir radiación, lo que podía demostrarse al usar la teoría cuántica y la de relatividad general. A esto agregaría que los agujeros negros pueden incluso liberar energía y partículas al espacio, pudiendo en casos explotar. También señalaría, que una vez que los agujeros negros se forman, el área total de éstos no puede achicarse.  Estos descubrimientos serían publicados por la revista Nature y su teoría sería conocida desde entonces como “la radiación Hawking”.

Stephen Hawking en el centro Zero Gravity de la NASA. ©Jim Campbell/Aero-News Network
Stephen Hawking en el centro Zero Gravity de la NASA. ©Jim Campbell/Aero-News Network

Además, en los 80′ Hawking también propuso que los efectos de la mecánica cuántica en el universo temprano, justo después del Big Bang, produjeron pequeñas oscilaciones en la gravedad que permitieron que la materia se empezase a agregar y se formasen las primeras estrellas y galaxias.

Desde entonces Stephen Hawking publicó una serie de libros, donde destacan “La Breve Historia del Tiempo” (1988) donde explicaba fenómenos como el Big Bang, los agujeros negros, los conos de luz y la Teoría de las Supercuerdas. O “La teoría del Todo” (2002), donde presenta algunas de las teorías físicas más complejas para explicar la historia del universo, desde las primeras teorías del mundo griego y de la época medieval, hasta las teorías actuales.

Al preguntarle cuál creía él que había sido su mayor descubrimiento,  Hawking diría: “Creo que mi mayor logro será mi descubrimiento de que los agujeros negros no son del todo negros“. Esto, porque según él sería fundamental para “comprender cómo pueden resolverse las paradojas entre la mecánica cuántica y la relatividad general”. 

Sin duda Hawking fue una de las mentes más brillantes del último tiempo; un científico que intentó acercar complejas teorías del universo al público general no sólo en el uso de un lenguaje más simple en sus libros, sino que también a través de programas de televisión como la serie “El Universo de Stephen Hawking”, creada para Discovery Channel.

Para aquellos que aún no la hayan visto, recomendamos que vean la película “La teoría del Todo” estrenada en 2014 y basada en las memorias de Jane Hawking, que nos adentra en la vida de este genio de la astrofísica.

Galería (1)