Ladera Sur Comienza la nueva regulación para visitar y residir en Isla de Pascua
Comienza la nueva regulación para visitar y residir en Isla de Pascua

Noticias

Comienza la nueva regulación para visitar y residir en Isla de Pascua

Desde el primero de agosto comienza a regir la medida que restringe la permanencia en la isla a turistas chilenos y extranjeros a un máximo de 30 días, con el fin de proteger la sostenibilidad, biodiversidad y el ecosistema de la isla. Para aquellos que necesiten residencia, hay requisitos especiales. ¡Todos los detalles aquí!

Isla de Pascua es uno de los destinos turísticos chilenos más conocidos en el mundo. Los moai, la rica gastronomía, un clima agradable y sus playas la han llevado a ser el foco de atención para turistas nacionales y extranjeros. Incluso muchos de ellos, encantados con el lugar, deciden quedarse, lo que se ha convertido en un problema: el aumento de población está afectando a la sostenibilidad de la isla.

Por esta razón, después de haber estado en trámite legislativo por dos años, ya se promulgó la ley que regula la residencia, permanencia y el traslado a Isla de Pascua, la que empezará a regir a partir del 1 de agosto de 2018. Dentro de sus principales medidas destaca aquella que pone un tope de 30 días a los visitantes –chilenos y extranjeros– para estar en la isla. De esta manera, quien ingresa a Hanga Roa no puede hacerlo si es que no cuenta con un pasaje de vuelta al continente, además del lugar de alojamiento reservado o una invitación.

“Bajan como turistas para estar tres días y se quedan tres o cuatro años”, decía el alcalde de Rapa Nui, Pedro Edmunds Paoa, hace un año. En cifras, según datos del último Censo, esto ha significado que, de los 7.750 habitantes de la isla, cerca de un 46% sean chilenos continentales y un 3% extranjeros. Algo así como la mitad de quienes la habitan.

©Marco Milón
©Marco Milón

Según un estudio de carga demográfica del Instituto de Estudios Urbanos de la UC, que fue presentado a la Comisión de Gobierno del Senado para el desarrollo de la ley, el aumento de la población está  afectando su infraestructura.

Específicamente se proyecta que la cobertura de agua potable estará saturada en febrero de 2023 y que la producción de energía eléctrica ya está por sobre su límite desde febrero del año pasado. También se superó la capacidad que tenía la isla para albergar al ganado y la pesca. Junto a eso, se superó la cobertura de salud disponible, con la ocupación urbana y de vivienda. Y para el turismo las cifras no son buenas: se espera que para 2024 se exceda la capacidad de alojamiento de turistas. A eso se suman problemas de basura, exceso de vehículos y la migración, percibidos por los mismos habitantes. Estos son los resultados de un estudio que se repetirá cada cinco años para evaluar la situación de la isla.

Además, la sobrepoblación también está afectando al medio ambiente y la biodiversidad del sector. La subsecretaria de Turismo, Mónica Zalaquett, dijo en una entrevista que el objetivo último de la ley es la sostenibilidad de la isla y la protección al ecosistema. Además de evitar una crisis que en los próximos años podría obligar a cerrar el ingreso a Rapa Nui.

Sin embargo, no es sólo el ingreso lo que se está regulando, sino también la residencia. El panorama de ir a la isla, encantarse y quedarse ya no será posible. Sólo se pueden quedar más de 30 días aquellos que tengan padre, madre, hijos o cónyuge Rapa Nui; funcionarios públicos contratados por el Estado o empresas que trabajen para el Estado que desempeñen funciones en la isla; candidatos o precandidatos a elección popular del territorio; investigadores que hagan estudios en la zona y trabajadores por contrato con sus familias.

Por ahora habrá un periodo de prueba que durará hasta febrero y que, tal como ha explicado Zalaquett, permitirá a quienes residen allá regularse ante la Gobernanza local. Luego de eso, quien incumpla la ley puede arriesgar multas y la expulsión del territorio.

Esta iniciativa busca imitar medidas que ya se han tomado en lugares como las islas Galápagos, en Ecuador, donde también hay que ingresar con un pasaje de ida y uno de vuelta, además de las reservas listas al hospedaje o carta de invitación. Por otro lado, en la Isla de San Andrés, en Colombia, se empezaron a implementar desde 1992 tres tarjetas para permanecer en el archipiélago. Sólo pueden residir ahí aquellos que tengan padres nativos o que hayan contraído matrimonio con uno. También tienen una tarjeta temporal y una de turista que dura máximo 4 meses.

©Ronald Woan
©Ronald Woan

¿Qué hay que tener en cuenta para viajar a Isla de Pascua?

Según un comunicado de la línea aérea que llega a Rapa Nui, los requisitos para ingresar son:

  1. Tener comprados pasajes para ida y vuelta.
  2. Cédula de identidad o pasaporte.
  3. Una copia del pasaje de retorno a la isla.
  4. Una copia de la reserva del alojamiento –que debe estar autorizado para prestar estos servicios–, con su dirección, o una  carta de invitación de una persona perteneciente al pueblo Rapa Nui u otro habilitado.

Además, todos quienes visiten la isla tienen que presentarse antes en el counter de la aerolínea y completar un formulario único de ingreso (FUI), para luego ir a los anexos de la Policía de Investigaciones y regular el ingreso a la isla.

Galería (3)