Ladera Sur Laguna Quilotoa: el resultado de una erupción volcánica
Laguna Quilotoa: el resultado de una erupción volcánica

Naturaleza

Laguna Quilotoa: el resultado de una erupción volcánica

Una erupción volcánica hace 800 años dio forma a la Laguna Quilotoa, en Ecuador. Nuestra colaboradora Trinidad Ríos nos comparte aquí su travesía a este lugar.

 La Laguna Quilotoa en Ecuador está ubicada a 4 horas de Quito y 1 hora al sur de la ciudad de Latacunga. Hace 800 años se formó luego de una catastrófica erupción volcánica donde el gran flujo de material ardiente llegó al Océano Pacífico. El resultado fue una enorme y maravillosa caldera rellena de agua con 3km de ancho.

© Mountain Forecast
© Mountain Forecast

Desde entonces la caldera a acumulado un lago de cráter de 250 mt de profundidad, cuyos minerales disueltos le han otorgado el llamativo color verdoso.

Y como si fuera poco, además de conocer esa impactante creación natural, reconocida como una de las lagunas más bellas del mundo, se pueden hacer actividades: caminatas alrededor del volcán – entre 5 a 8 horas- subiendo 3 cimas de lava a más de 3.800 mt. También puedes bajar a la laguna y hacer paseos en bote o kayac. La subida ya es más difícil por lo que podrás contratar un caballo para poder subir esos 280 mt de ascenso.

En las comunidades cercanas: Quilotoa, Zumbahua, Tigua, Shalalá, Chugchilán, Itupungo y Guayama San Pedro, hay donde alojar. Puedes optar por hostales, hoteles, cabañas y camping.

También puedes pasar por el mercado de comida, animales y artesanía de Saquisilí -pueblo vecino- que es evaluado como el segundo mercado indígena más importante de Ecuador luego de Otavalo.

© Trinidad Ríos
© Trinidad Ríos
Camino por donde se baja a la laguna © Trinidad Ríos
Camino por donde se baja a la laguna © Trinidad Ríos
Vista que tienes de la laguna por primera vez cuando vas subiendo al mirador y es el comienzo del camino de bajada a la playa © Trinidad Ríos
Vista que tienes de la laguna por primera vez cuando vas subiendo al mirador y es el comienzo del camino de bajada a la playa © Trinidad Ríos

Galería (6)