Ladera Sur C-LAB: Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi
C-LAB: Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi

Naturaleza

C-LAB: Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi

Al inicio de la Carretera Austral se encuentra el Parque Katalapi, cuyos bosques se convirtieron en el escenario de C-LAB, un laboratorio que explora las experiencias de conexión y creación – de forma virtual  y en la naturaleza – para contribuir al despertar de la consciencia y la creatividad. Nuestra colaboradora, María José Manzur, nos cuenta sobre esta iniciativa que busca prepararnos para los tiempos de profunda transformación y evolución, que estamos viviendo como especie en la Tierra. 

C-LAB es un laboratorio donde exploramos y experimentamos con nuestra consciencia, corazón y creatividad a través de experiencias de conexión y creación (online y en la naturaleza). Este emprendimiento que tiene casi un año, nace al inicio de la pandemia como una forma de compartir con otros seres humanos la energía de la vida y el amor para contribuir al despertar de la consciencia y la creatividad que nos permite atravesar los tiempos de profunda transformación y evolución que estamos viviendo como especie en la Tierra.

Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB

Somos un ecosistema biológico y energético

Para entender con qué experimentamos en el laboratorio, primero hay que entender algo fundamental. Si observamos desde otra perspectiva la especie humana y nos salimos de la identidad del “yo” podríamos decir que los seres humanos somos un ecosistema que se compone de muchos elementos que configuran todo nuestro ser biológico. Células, tejidos, músculos, corazón, pulmones, sangre, labios, pelos, genitales, huesos, etc., configuran nuestra dimensión física. Ese ecosistema biológico a su vez se conforma de energía elemental que está presente en la constitución básica de todo lo que existe: fuego, tierra, agua, aire y éter, siendo este último elemento el que origina y unifica todos los elementos. El elemento éter cumple dos funciones fundamentales: sostener nuestra Alma y Ser en el cuerpo físico y unificar, a partir de la energía del amor, nuestro propio ecosistema en el ecosistema mayor del que todos somos parte.

Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB
Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB

Pertenecemos a una ecología amorosa

Por muchos siglos, como humanidad hemos tenido que pasar por aprendizajes evolutivos que nos han desconectado de la verdadera esencia de la vida. Por eso, cuando entramos a C-LAB, entramos en sintonía con una ecología amorosa que nos permite reconectar con el amor, entendiéndolo como la energía primordial de la vida para vivirlo desde una dimensión amplia y consciente, no como algo que simplemente sentimos o como algo que nos ocurre o deja de ocurrir, si no como una fuerza mayor y vital que nos sostiene.

En el libro “Ando Lento” de la antropóloga chilena Patricia May, ella dice: “El amor brota de la conciencia vivida que todos somos parte de una unidad que nos contiene. Brota de darse el tiempo para sintonizar con aquello que nos une a las plantas, a las piedras, al cielo, a cualquier ser humano, puesto que, en la esencia, todos somos lo mismo”.

Por lo tanto, si expandimos la consciencia, entendemos que la ecología, la rama de la biología que estudia las relaciones de los diferentes seres vivos entre sí y con su entorno, se constituye de una esencia amorosa. Así, comprendemos que cuando conectamos y mantenemos el equilibrio de nuestro propio ecosistema interior entramos en sintonía con la ecología amorosa del ecosistema exterior que impulsa la evolución, como lo dice el concepto de “Biofilia” definido por el psicoanalista, psicólogo y filósofo Erich Fromm en 1973: “El apasionado amor por la vida y por todo lo que está vivo; es el deseo de seguir creciendo, sea en una persona, una planta, una idea o un grupo social”.1

Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB
Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB

Constituidos por naturaleza creativa

Ese ecosistema de ecología amorosa a la cual todo ser vivo pertenece, está listo y dispuesto para ayudarnos a conectar de manera armónica y natural con nuestro Ser y nuestro entorno en la conexión profunda con la naturaleza desde la sensibilidad, desde la conexión con nuestros sentidos. Cuando entramos en un entorno natural de manera consciente y sensitiva despertamos instantáneamente nuestra creatividad porque entramos en conexión con el flujo de energía vital y amorosa que es esencialmente creativa.

Como lo dice un estudio publicado por la Universidad de Londres llamado “Creativity in the Wild: Improving Creative Rasoning through Immersion in Natural Settings (Creatividad en la naturaleza: mejorar el razonamiento creativo a través de la inmersión en entornos naturales)2, donde demuestran que, tras cuatro días de inmersión en la naturaleza y de alejamiento de la tecnología, en un 50% de los participantes hay un incremento en el rendimiento al realizar una tarea creativa y en la resolución de problemas. Y es que la naturaleza, como es energía pura y prístina, nos conecta inmediatamente con nuestra propia naturaleza, que está siempre en sintonía con la esencia creativa de la vida.

Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB
Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB

Seres de Consciencia Creativa

Durante mucho tiempo nos han enseñado que la creatividad es un don, pero realmente no es así, la creatividad le pertenece a todo ser vivo porque somos creación, porque es un proceso que se genera en nuestro propio ecosistema cuando expandimos y entrenamos la consciencia en todas las dimensiones de nuestro Ser; física (tierra), mental (aire), emocional (agua), espiritual (fuego) y energética (éter). Como dice John Cleese, el actor y comediante inglés de Monty Python: “La creatividad no es un don, si no una forma de operar”. Por lo tanto, al entrenar nuestro estado de conexión, entrenamos nuestra habilidad creativa sintonizando con el flujo de Consciencia Creativa que nos permite operar desde una ecología amorosa en donde todo acto creativo se convierte en la manifestación del alma que crea desde su conexión con el todo.

Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
©C-LAB

Esto es necesario porque nos estamos transformando profundamente como especie, porque debemos sintonizar con la esencia de nuestro ser para crear individual y colectivamente nuevos sistemas, estructuras y formas de vivir que estén alineadas con la sabiduría de la naturaleza y con los ritmos evolutivos de la Tierra y el Universo.

¡Viajamos en Naves!

Así como vamos todos juntos viajando en nuestra Nave Tierra, en C-LAB también viajamos en Naves porque todas las experiencias son como entrar a una Nave que te lleva de viaje. La Naves Naturales se llevan a cabo en el hermoso Santuario de la Naturaleza de Parque Katalapi, ubicado al inicio de la Carretera Austral, donde conectamos, sentimos y creamos desde la ecología amorosa que nos ofrece el contacto con nuestra naturaleza interior y exterior que abunda en la biodiversidad del Bosque Templado Lluvioso de la Patagonia.

¡Quedan tod@s invitad@s a viajar en las Naves!

Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB
Laboratorio de Consciencia Creativa en el Santuario de la Naturaleza Parque Katalapi ©C-LAB

La Naves Naturales están funcionando de manera normal mientras Puerto Varas y Puerto Montt se encuentren en Fase 2, 3 o 4 según el Plan Paso a Paso del Gobierno en cuanto al COVID-19. Puedes revisar toda la información aquí y además revisar todas las otras Naves que ofrece C-LAB en su web.

Mail: conscienciacreativalab@gmail.com

Web: www.conscienciacreativalab.com

Instagram: @conscienciacreativalab

Quiero darle las gracias especiales a Tere Mozó y Vale Thenoux de Noux quienes me ayudaron con la creación y producción de este video. Dos amigas apasionadas por la naturaleza que se inspiran en las comunidades y criaturas de la Tierra para explorar realidades que sean un aporte a nuestro entorno y sociedad. Actualmente hacen producciones audiovisuales y contenido para redes sociales, trabajando con emprendimientos y marcas que les hagan sentido. Pueden ver su trabajo en su web www.noux.cl o en su Instagram @noux.films.

Bibliografía

  1. Florence Williams, “The Nature Fix. Why Nature Makes us Happier, Healthier, and more Creative”, W. W. Norton & Company, 2017.
  2. Ruth Ann Atchley, David L. Strayer, Paul Atchley, “Creativity in the Wild: Improving Creative Reasoning through Immersion in Natural Settings”. Plos One, 2012.

 

Galería (8)