Ladera Sur Animales asombrosos y dónde encontrarlos: la versión chilensis
Animales asombrosos y dónde encontrarlos: la versión chilensis

Naturaleza

Animales asombrosos y dónde encontrarlos: la versión chilensis

¿Estás planificando un viaje dentro de Chile para este verano? Sea cual sea el lugar que quieras visitar, parte de la grandiosa fauna chilena estará ahí contigo. Aquí nuestro colaborador Pablo Garrido nos invita a conocer algunos de los muchos animales que puedes observar en Chile para esta temporada según su distribución.

Comenzando este 2019 muchos de nosotros ya estamos con un pie en las diversas alternativas que propone nuestro país para poder conectarnos con nuestra biodiversidad. Chile sigue siendo un vasto territorio lleno de contrastes, donde la fauna no se deja estar y en su variedad de ecosistemas, habitan seres sigilosos que esconden los más interesantes comportamientos, formas y colores. Y con esto, no estoy hablando de nuestros más clásicos de clásicos, sino de los que viven a la sombra de la fama de nuestros cóndores, huemules, pudúes y ranitas de Darwin.

Tal como Newt Scamander de la exitosa película “Animales asombrosos y dónde encontrarlos”– un spin off y precuela de la saga de Harry Potter– aquí les comparto un compendio de los singulares animales que podemos encontrar a lo largo de Chile que, pese a ser bastante interesantes, pasan más desapercibidos en nuestro catálogo animalístico. Así que si estás pensando en recorrer el país durante estas vacaciones procura poner más atención en caso de visites las zonas en las que habitan.

Zona Norte Grande:

Pitío del Norte (Colaptes rupicola)

Pitío del Norte ©Pablo Garrido
Pitío del Norte ©Pablo Garrido

Si estás recorriendo el altiplano del Norte Grande y viajas hacia el pueblo de Parinacota, te recomendamos ponerle mucha atención a las quebradas y los costados del camino. Puede que encuentres algunos agujeros en ellos. Esto es porque este divertido carpintero, picotea estos sectores para alimentarse.

Taruca (Hippocamelus antisensis)

Taruca ©Pablo Garrido
Taruca ©Pablo Garrido

¿Sabías que el huemul tiene un primo en el norte? La Taruca es un animal muy interesante pero su timidez y camuflaje hace que encontrarlo sea un desafío mayor. Si estás realizando trekking con mucha calma en los alrededores de Putre, puede que la encuentres alimentándose o desplazándose.

Corredor de cuatro bandas (Microlophus quadrivittatus)

Corredor de Cuatro Bandas ©Vicente Valdés
Corredor de Cuatro Bandas ©Vicente Valdés

Si lo tuyo no es la altura, te recomendamos poner mucho ojo a las rocas cercanas al humedal de Lluta o bien a las rocas de las Cuevas de Anzota. Al sol, podrás encontrar a este reptil calentándose.

Picaflor de Cora (Thaumastura cora)

Picaflor de Cora ©Pablo Garrido
Picaflor de Cora ©Pablo Garrido

En el Valle de Azapa, existe un mágico lugar llamado El Santuario del Picaflor. Siendo un oasis en el desierto, diversos picaflores visitan este jardín para alimentarse y refugiarse del calor. Entre ellos. podrás ver a este particular colibrí cuya cola larga es sólo una de las fantásticas características que esconde.

Zona Norte Chico:

Guanaco (Lama guanicoe)

Guanaco ©Pablo Garrido
Guanaco ©Pablo Garrido

Si bien en el sur del país es más probable observarlo, este hermoso camélido llama la atención en el árido paisaje transitando sectores como el Llanos de Challe, Pan de Azúcar, o incluso en los alrededores de Chañaral de Aceituno o Punta de Choros.

Sapo de rulo de Atacama (Rhinella atacamensis)

Sapo de Atacama ©Vicente Valdés
Sapo de Atacama ©Vicente Valdés

En los escasos cuerpos de agua del norte chico, puede que escuches mucha actividad anfibia. Eso es porque en lugares como en las cuencas del río Huasco, habita el sapo de Atacama, una de las tres especies de Rhinella que habitan en el país.

Corredor de Atacama (Microlophus marianus)

Corredor de Atacama ©Pablo Garrido
Corredor de Atacama ©Pablo Garrido

Primo del corredor de cuatro bandas, este reptil de colores siempre impresionantes, se puede encontrar fácilmente en las rocas costeras, sobre todo en el Parque Nacional Pan de Azúcar.

Loro tricahue (Cyanoliseus patagonus)

Tricahue ©Pablo Garrido
Tricahue ©Pablo Garrido

En los alrededores montañosos de La Serena (camino hacia Almirante Latorre) o bien en los cables de la carretera cercanos a Incahuasi, puedes ver colonias de loros tricahue pasando bulliciosos sobre ti. Un espectáculo muy colorido para el desértico paisaje.

Zona Centro:

Iguana chilena (Callopistes maculatus)

Iguana chilena ©Vicente Valdés
Iguana chilena ©Vicente Valdés

Este lagarto es un espectáculo por sí solo, debido a su tamaño y sus tonos amarillentos y anaranjados. Atentos, quienes les gusta recorrer los alrededores de Santiago, pues se puede observar (además de otros lugares) en sectores como por ejemplo río Clarillo.

Sapo de cuatro ojos (Pleurodema thaul)

Sapo de cuatro ojos ©Pablo Garrido
Sapo de cuatro ojos ©Pablo Garrido

Si bien este pequeño anfibio habita en varias partes del país, lo puedes encontrar fácilmente en el sector central. Siempre interesante de observar ya que posee dos falsos ojos en las patas traseras, a esta especie la puedes encontrar en diversos cuerpos de agua como por ejemplo en los riachuelos de río Clarillo, la cuenca del río Cachapoal o hasta pequeños riachuelos de los valles centrales.

Siete colores (Tachuris rubrigastra)

siete colores ©Pablo Garrido
siete colores ©Pablo Garrido

Esta ave, cuyo nombre proviene de la variedad de colores que posee, es una experta en esconderse entre los juncos, pero que una vez avistada te puede dejar atónito. De belleza tremenda, este pajarito puede ser hallado en humedales como por ejemplo la desembocadura del río Maipo, humedal de Mantagua o el humedal de Batuco.

Cururo (Spalacopus cyanus)

Cururo ©Romina Triviño
Cururo ©Romina Triviño

¿Eres de los que disfruta andar en los cerros? Puede que alguna vez te hayas topado con una red de agujeros en el suelo, todos bien cerca unos de otros. Si te alejas unos metros y observas tierra salir volando de ellos, puede que te estés topando con una familia de Cururos, simpáticos roedores de color negro que construyen madrigueras. Uno de los tantos lugares para observarlos, puede ser las alturas cercanas a La Parva.

Zona Sur:

Rana esmeralda (Hylorina sylvatica)

Rana esmeralda ©Vicente Valdés
Rana esmeralda ©Vicente Valdés

Este anfibio de canto grave, habita en los bosques templados del sur del país. Sus tonos verdes le hacen completa justicia a su nombre. Sin embargo, para hallarla puede que te tengas que desvelar un poco, ya que es más habitual observarla durante la noche. Te recomendamos sitios como el Parque Oncol o el Parque Nacional Chiloé para poder verla.

Ciervo volante (Chiasognathus grantii)

Ciervo volante ©Vicente Valdés
Ciervo volante ©Vicente Valdés

Representando al mundo de los artrópodos, este escarabajo de imponentes colores se puede observar en sus comportamientos arborícolas especialmente durante la época de verano. Aquí es donde los machos, con sus mandíbulas prominentes, realizan fuertes batallas para poder lograr aparearse. Los bosques templados del país, como los del Parque Oncol, son buen lugar para poder encontrarlos, siempre observando los árboles.

Mono del monte (Dromiciops gilroides)

Mono del Monte ©Pablo Garrido
Mono del Monte ©Pablo Garrido

Este mamífero es uno de los cuatro marsupiales que habitan en nuestro país. Está activo durante la primavera y verano, por lo que es posible observarlo durante las noches en medio de los bosques, transitando rápidamente entre las ramas de los árboles. Puedes observarlo en parques como Nahuelbuta, Huilo Huilo o bien en el Parque Nacional Chiloé.

Hued-Hued del Sur (Pteroptochos tarnii)

Hued hued ©Pablo Garrido
Hued hued ©Pablo Garrido

Es común escuchar el canto del chucao mientras se recorren los bosques del sur. Sin embargo, un poco menos conocido es su pariente rinocríptido: el hued-hued del sur. De mayor tamaño y patas grandes, esta ave de tonos café oscuros, recorre la hojarasca buscando insectos para alimentarse. Atención al suelo si recorres bosques templados como en Conguillío, Huerquehue, o incluso los bosques de Chiloé.

Zona Austral:

Cormorán de las rocas (Phalacrocorax magellanicus)

Cormorán de las Rocas ©Vicente Valdés
Cormorán de las Rocas ©Vicente Valdés

En medio de la costanera de Punta Arenas, si prestas atención a las aves marítimas que transitan por ahí, verás a un cormorán bastante particular con una máscara anaranjada. Este es el cormorán de las rocas, un ave de belleza muy particular.

Lagartija de Magallanes (Liolaemus magellanicus)

Lagartija de Magallanes ©Vicente Valdés
Lagartija de Magallanes ©Vicente Valdés

Este es el reptil que habita más al sur de todos. De hecho, lo puedes encontrar en Tierra del Fuego donde puedes ir revisando los sectores rocosos o las orillas de los caminos, donde es posible verlo tomando sol.

Pingüino rey (Aptenodytes patagonicus)

Pingüino rey ©Vicente Valdés
Pingüino rey ©Vicente Valdés

Menos famoso que el pingüino de humboldt y el pingüino magallánico, esta ave de gran tamaño se puede encontrar también en Tierra del Fuego, especialmente en un sitio dedicado a él: El Parque Pingüino Rey, donde se pueden observar familias de distintas edades interactuando.

Sapito de tres rayas (Nannophryne variegata)

Sapo de tres rayas ©Vicente Valdés
Sapo de tres rayas ©Vicente Valdés

Uno de los anfibios más australes del mundo habita en nuestro país y es el sapito de tres rayas. Si lo quieres observar debes poner atención a los bosques templados del sector austral de Chile. Un buen lugar para divisarlo son los bosques cercanos a Puerto Tranquilo o Caleta Tortel.

Como ves, aquí vimos sólo una pincelada de lo que nuestro gran territorio puede ofrecer ¿Qué otras especies conoces en cada una de estas zonas que crees que sería interesante recomendar a nuestros lectores? ¡Te leemos!